viernes, 15 de octubre de 2010

IVIC encontró en la Guajira restos arqueológicos de 6.000 años de antigüedad

Conchero de Castilletes, Zulia. Se presume que los restos encontrados tengan unos seis mil años de antiguedad Credito: Prensa MPPC

Los conchales son antiguos depósitos monticulares en forma de pirámides integradas por moluscos marinos y mamíferos

Fuente: www.correodelorinoco.gob.ve Ciudad Bolivar 8 de octubre de 2010 Textos Miguel Prieto Foto Cortesía Lenin Parra (UBV)
Piezas de alfarería serían de comunidades anteriores a la Wayúu
La Alcaldía Indígena Bolivariana de la zona pide protección especial para evitar que las actividades con rústicos destruyan el patrimonio
Comunidades indígenas seminómadas vivieron en la Guajira venezolana de 4.000 a 6.000 años antes de Cristo, con formas de organización social que les permitieron construir casas, cementerios y dejar depósitos de alimentos y desechos conocidos como conchales.
Esta conclusión surgió a partir del hallazgo realizado de manera casi fortuita, el pasado 11 de junio, por un equipo del Laboratorio de Manejo y Protección de Cuencas del Instituto Venezolano de Investigaciones Científicas (IVIC) con sede en el Zulia.
Los científicos, acompañados por investigadores de la Universidad Bolivariana de Venezuela (UBV) y de la Universidad Central de Venezuela, estaban en la Guajira (noroccidente del Zulia) para realizar un estudio sobre erosión costera.
Gracias a la perspicacia de Martín Oquendo, investigador e indígena wayúu, fue posible dar con los conchales. Éstos son similares a los hallados “en la isla Cubagua, al oriente de Venezuela”, destacó la coordinadora del Ivic-Zulia, Luz Esther Sánchez.
Los restos de organismos en los conchales pueden mostrar cómo eran los ecosistemas en las costas de la Guajira, destacó el profesor de Gestión Ambiental de la UBV, Lenín Parra, también especialista en manglares marinos.
Expediciones
El equipo de 10 investigadores ha realizado tres expediciones desde junio pasado. Se han encontrado entre 30 y 40 conchales entre Punta Perrer (donde se ubica el Faro de la Armada venezolana), la Laguna de Cocinetas y Castilletes.
Por el patrón de distribución de los conchales, agregó Parra, se dedujo que las comunidades que los formaron se desplazaron por varias zonas de la Guajira.
Explicó Luz Esther Sánchez la factibilidad de que se hayan establecido durante 300 años, aproximadamente, porque las muestras recogidas determinaron la existencia de bosques de manglares de más de dos metros.
Con los estudios de paleoecología (fauna y flora fósil) de los conchales se conocerá el ambiente antiguo de la región. “Si hay presencia de manglares y otros elementos que están en proceso de identificación quiere decir que hubo un bosque grande de manglar, con una laguna de agua dulce que le permitió a las comunidades subsistir”, afirmó.
Las investigaciones continuarán durante las próximas semanas para establecer la relación entre los conchales de Castilletes y los que están ubicados en la Guajira colombiana. Los representantes del IVIC no quieren especular, pero afirman que, luego de que practiquen las pruebas de carbono 14, darán detalles sobre la antigüedad de los conchales y de las piezas de alfarería encontradas paralelamente. Esto será el año próximo.
Alerta
La Alcaldía Indígena Bolivariana de la Guajira emitirá un decreto de protección para resguardar las zonas donde fueron encontrados los conchales.
Este es un patrimonio histórico de la Nación, intervino el alcalde Hebert Chacón. “Vamos a solicitar la declaración de sitio arqueológico del país, porque hay restos de caimanes gigantescos” como los encontrados en Falcón.
Desde hace 10 años la asociación Club Maracaibo 4×4 organiza actividades en Castilletes, las cuales han ocasionado la destrucción y deterioro de gran parte de los conchales. Para el próximo fin de semana se hará otra jornada en la que participarán aproximadamente 1.000 vehículos rústicos.
El Instituto de Patrimonio Cultural de Venezuela y el IVIC se reunieron con los organizadores del evento para evitar el tránsito por las montañas o pirámides parecidas a los médanos.
Millones de años atrás
Hace millones de años había en la Guajira comunidades indígenas. Los trabajos de campo realizados por el IVIC en el Hito 1 de la subregión también permitieron encontrar vasijas, piedras, puntas de lanzas o flechas, hachas, caracoles, proyectiles lanceolados e instrumentos cortantes producidos con piedras de cuarzo.
Igualmente se hallaron restos de estructuras óseas fosilizadas de reptiles y mamíferos, los cuales señalan que hubo actividades humanas. “Tenemos muestras de piedras de cuarzo que eran utilizadas para las redes de pesca; caracoles perforados con piedras para extraer la carne. Estamos hablando de millones de años de antigüedad, pero debemos esperar los resultados de los estudios posteriores”, informó Pablo Velozo, del Instituto Venezolano de Investigaciones Científicas.
El IVIC invitó a la Alcaldía Bolivariana de la Guajira, el Instituto de Patrimonio Cultural de Venezuela y el departamento de Antropología de la Universidad del Zulia para determinar con fidelidad los años de cada pieza y de los conchales.
Las actuales comunidades indígenas (wayúu) que viven en Castilletes no reconocen los conchales como actividades humanas de sus antepasados, sino como parte del trabajo de “los antiguos”. “En su cosmovisión no están registrados los conchales como parte de su forma de organización social; por eso pensamos que son de otras comunidades”, refiere Augusto Ruiz, del Ivic-Zulia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada